Hace poco conversábamos con la diseñadora industrial Lucia De Respinis, quien dicta el curso de Tabletop Design en el Master de Diseño Industrial de Pratt Institute, sobre el diseño de vajillas, cubiertos y objetos que se utilizan para servir y comer en la mesa. Para esta veterana del diseño de producto, podríamos conocer la economía de un país en la imagen que presenta una mesa servida. Además, comentaba algo interesante: “los cubiertos son de los pocos productos de uso cotidiano que se llevan a la boca, que hacen contacto con la sensibilidad de los labios”.

Por eso, nos pareció interesante traer el proyecto Sensorial Stimuli Collection de la diseñadora koreana Jin Hyun Jeon, desarrollado en 2012 como parte de su Tesis en el Master de Diseño Social en la Design Academy Eindhoven en Holanda. Las diferentes piezas, hechas a mano en plata, plástico y cerámica, son del mismo tamaño como cubiertos convencional, pero cada una explora una experiencia sensorial. Para Joen esta experiencia no solamente se remite al contacto físico, sino también ocurre en momentos antes de colocar el alimento en la boca, un trayecto que comienza en el plato servido. Una exploración en el acto y placer de comer con la mirada sobre lo sensorial, sobre los sentidos. Facilmente podría ser  una indagación sobre los experimentos con perros del fisiólogo ruso Ivan Petrovich Pavlov  realizados a finales del siglo XIX, conocidos como: Perro de Pavlov.

El trabajo está inspirado en la Sinestesia, una rara condición neurológica según la cual la persona experimenta una percepción a partir de estímulos de otra naturaleza sensorial. Unión, transposición y mezcla de los sentidos y las sensaciones. El proyecto trata de descubrir, reforzar y asignar diferentes tipos de no-genética basada en la sinestesia adquirida, una condición que muchos tienen y no son conscientes.

La Sensorial Stimuli Collection mira los trabajos sobre el diseño de experiencia y procura crear situaciones artificiales que arrojen resultados posibles de ser evaluados y convertidos en variables de diseño. Estas herramientas multisensoriales intentan mejorar o propiciar una experiencia diferente del comer.


No sabemos si proyectos como este puedan ser utilizados directamente por la industria e incorporarse en la vida cotidiana de forma directa como productos, pero definitivamente hay un espacio de trabajo no explorado en esa dirección. ¿Podría cambiar nuestra experiencia de comer espagueti o sancocho, si los cubiertos magnifican el aspecto sensorial?.

Algunas ideas podrían apuntar a situaciones reales, que surgen de proyectos más conceptuales como el de esta colección de cubiertos un poco ‘lunáticos’. Los cubiertos plásticos utilizados para comer durante los viajes en avión, podrían contener algunos de estos hallazgos para disminuir la ansiedad del tiempo de vuelo. Probablemente los proyectos del arquitecto y diseñador venezolano Rodolfo Agrella son una prueba que hay un vasto campo de trabajo en la exploración de las sensaciones aplicada al diseño de producto. Agrella, con el que tendremos una conversación sobre este y otros proyectos, desarrolló una serie de herramientas para cocina y para servir dirgido a “personas con dificultades visuales, quienes mediante el tacto pueden definir su forma y apreciar la carga cromática.”

Serie Matea, presentados en el Salón Satellite 2012 de Milán. Rodolfo Agrella

…………………………………………………

Información

Jin Hyun Jeon
www.jjhyun.com