Sencillo. Diseñado por el diseñador industrial Paul Priestman de la Priestman Goode en Londres, el Waterpebble es un innovador dispositivo que mantiene un ojo en el agua que se consume en la ducha o en el lavamanos. Diseñado para ser totalmente reciclable, el dispositivo inteligente monitorea el agua que corre por el desagüe, después de cada ducha, para compararlo con duchas antes, por lo que se podría manejar o reducir el tiempo de ducha y por lo tanto el consumo de agua.

Con un mecanismo automático, el Waterpebble toma su ducha por primera vez como un punto de referencia e indica de  de verde a rojo la decisión para cerrar el agua. En palabras de Pablo Prieto: “Hay una enorme necesidad para utilizar menos agua, pero eso es algo difícil de cuantificar. Quería diseñar algo que toma el duro trabajo de ser verde y que ayuda a las personas cambiar su comportamiento, para que finalmente lo hagan automáticamente. El Waterpebble tiene una mente propia para que, literalmente, hace todo el trabajo duro y el usuario es persuadido deicadamente para utilizar menos agua“.

El concepto está inspirado en las frases que aparecen en el reglamento de las habitaciones en los hoteles: “utilice el agua racionalmente” y la forma proviene de las topografías y superficies lisas y curvas que vemos en las piedras de río, las llamadas piedras de “canto rodado”.

…………………………………………………

Información

Paul Priestman  |  Priestmangoode
www.priestmangoode.com

Waterpebble
www.waterpebble.com